CONTACTO

Rafael Medina- lavidasentida@gmail.com- 601 26 43 46 (whatsapp)
Guardar

lunes, 20 de octubre de 2014

Yoga en Familia en Ciudad Jardín. Noviembre 2014







¡Sano y divertido! ¡Al rico Yoga! Cada vez tengo más claro que no hay excusas para dejar de practicar. De hecho, no encuentro ni un sólo momento del día en que no pueda practicarlo. Si lo decido, puedo volver al momento presente, respirar de forma consciente, detenerme por un instante y sumergirme en la quietud, y desde ahí, desde este estado de presencia seguir adelante con el día, con lo que la vida demande mí. Es una elección libre que se renueva a cada instante. Salirnos, abstraernos del ahora, reaccionar ante las circunstancias o los procesos mentales, propios o ajenos, así cómo fumar, agredir, insultar, abusar y cualquier otra actividad dañina o poco piadosa, son actos involuntarios, inconscientes, fruto de nuestro condicionamiento, pero volver al presente es un acto voluntario, quizá el único y más genuino acto de libertad que realmente podemos emprender. De modo que cuando alguien me dice que no tiene tiempo para hacer yoga se dibuja siempre una sonrisa en mi cara, entiendo lo que dice, quiere decir que su vid está estructurada de tal manera que no le resulta fácil detenerse y centrarse. Cuando la excusa son los hijos o hijas, simplemente, me da la risa. Las niñas y niños son maestros de yoga, todas y todos, como no vas a tener tiempo para meditar o practicar asanas teniendo a la maestra en casa. Estos seres bajitos viven casi constantemente y de forma muy intensa en el momento presente, están libres de juicios y de expectativas, son un ejemplo constante de inocencia, espontaneidad y frescura. Qué te impide para un rato al día y estar plenamente con ellos. Plenamente significa sin tele, sin mirar el whatssapp cada cinco minutos, realizando tareas domésticas a trompicones y hablando ocasionalmente con la vecina del cuarto por el patio interior. Entregarte veinte minutos o una hora a estar presente, dejándote guiar por ella o él, escuchando lo que tienen que decirte, empapándote de su gracia y su alegría natural, mover el cuerpo, imitar animales y superhéroes, correr de un lado a otro, saltar, vivir en el suelo, imítalos y serás feliz. Enhorabuena, ya estás practicando yoga. Nuestros hijos son nuestra meditación.



Con toda honestidad reconocemos que no es fácil. son muchas las cosas que tenemos en la cabeza, y el ritmo que se nos impone es duro, todo parece ir demasiado deprisa. Y en eso consiste precisamente nuestra práctica, en apagar el móvil un rato y detenernos, mirarnos, tocarnos, sentirnos, cantar, movernos, danzar. Esto es lo que proponemos en nuestra actividad Yoga en Familia, que iniciamos el próximo mes de noviembre en la Asociación de Vecinos de Alegría de la Huerta, en Ciudad Jardín, Málaga. Juntarnos, papis y mamis con nuestras crianzas y practicar el estar presentes, lúdicos y creativos. Las clases serán todos los lunes de 18 a 19.30 horas a partir de noviembre. El último mes de octubre habrá una clase abierta y gratuita para todas las familias que quieran participar y probar esta nueva forma de estar y ser en famlia.



CLASE  ABIERTA DE YOGA EN FAMILIA

LUNES 27 DE OCTUBRE
de 18.00 a 19.30

Las Clases Regulares cominezan el 4 de noviembre:
de 17.30 a 19


Ciudad Jardín, Málaga

contacta: Rafael

601 23 43 46 (whatsapp)
sindicatodelamor@gmail.com



Om Paz.



Publicar un comentario