CONTACTO

Rafael Medina- lavidasentida@gmail.com- 601 26 43 46 (whatsapp)
Guardar

martes, 9 de mayo de 2017

LABORATORIO DE ORACIÓN. Sábado 20 de mayo de 10.30 a 13.30. Málaga.


La meditación es la forma de rezar más pura y simple que existe. La meditación es una oración que dice "No tengo nada que decirTe, sólo quiero escuchar, sentirTe, regocijarme en el Ser". ¿Cuántas cosas no se ponen en orden por sí solas, en este silencio, esta calma, esta quietud? Sin embargo, no siempre conseguimos aquietarnos lo suficiente, escuchar tan atentos, despiertos al milagro de cada inhalación, de cada aliento, de cada latido. Sin embargo, siempre estamos rezando, la mayor parte del tiempo sin saberlo, comunicándonos con la Realidad, interna o externa, con los otros y las otras, con nuestros cuerpos, con la comida. Si Dios está en todos y en todo, no necesitamos creer en Aquello a donde esa palabra apunta, lo único que debe preocuparnos es cómo nos estamos relacionando con Ello. La palabra Dios proviene de la palabra sánscrita Dev, que significa brillante, resplandeciente, también transparente. De ahí que se tomara para nombrar al dios del Cielo en algunas culturas, como Zeus en la Grecia clásica, que pasó a las lenguas romances como Deus en portugués, Dieux en francés o Dios en nuestro idioma. Y aunque fue un término masculinizado en nuestra cultura, Dios sigue siendo Dev, todo que aquello brilla y resplandece en el Universo, en nuestros corazones, en la sonrisa de un niño, en el canto de la calandria. No es algo en lo que creer, Dios es una experiencia. Una experiencia de Gozo, Unidad y Compleción. La oración consciente nos ofrece esa experiencia.
Desde muy pequeño, he sentido inclinación por esta práctica espiritual, e incluso en mis períodos más punkies y ateos, me he oído a mí mismo clamar en el desierto de las noches insomnes, en la desesperación de la más ebria soledad. Después de más de 30 años de ferviente práctica oratoria, después de haber recibido instrucción en la meditación budista, después de incursionar en el Ho'oponopono, los Registros Akáshicos, Un Curso de Milagros, la Vía del Tarot, el Reiki, regresiones a vidas pasadas, Constelaciones Familiares, años de práctica y enseñanza del Yoga (esto es rezar con el cuerpo-mente), después de haber visto la vida abrirse camino a través del parto, alumbrando (resplandeciendo) nuevos seres, después de haber sufrido la perdida de amados y amadas que llegaron y se fueron, me pregunto, ¿Cuántas iniciaciones debemos pasar para darnos cuenta que la vida es más Vida si la convertimos en un canto de amor? 


Quizás haya quien piense que es necesario sostener alguna creencia, pero lo cierto es que lo único que se requiere es aquietarse y penetrar en el silencio, y nuestra propia naturaleza empezará a comunicarse con la gran vastedad del espacio interior. Lanzará una inquietud, o una duda, una llamada de auxilio, una palabra tan simple como “gracias”, o “perdón”, y bastará con volver a aquietarse, a escuchar el silencio, para obtener la respuesta que nos corresponde. Todo en la naturaleza reza. Las flores son las plegarias de plantas. ¿Ante qué te estás inclinando tú? ¿Cuál es tu ofrenda de amor?



Aunque trabajo como profesor de Yoga, todas mis alumnas saben, en cuanto llevan un tiempo viniendo por la sala, que lo que enseñamos ahí es una forma de orar con el cuerpo, la mente y el corazón del silencio, en un lugar que nosotros llamamos la Raíz. Con este talante me creamos este encuentro llamado LABORATORIO DE ORACIÓN. Para  para el próximo día 20 de mayo, sábado, de 10.30 a 13.30, en la Sala de Yoga Raíz, en Málaga, llamado Laboratorio de Oración, pediremos una aportación de 10€ para cubrir gastos y ofrecerenos un bufé de té y frutas en el descanso. Queremos invitaros a experimentar, a plantear problemas reales y que veamos y exploremos de un modo muy realista y factible cómo esta práctica puede ayudarnos a mejorar nuestro estado psico-físico así como nuestra situación de vida. Te agradecemos que compartas este post, y veamos cuántos estamos dispuestos a participar en esta experiencia. Contacta por aquí o en 601264346 o en lavidasentida@gmail.com. Rafael.
Publicar un comentario